Modelo de gestión croupier o brown dispatcher

Hay gente experta en el arte de figurar, de aparentar que está todo el día de un lado para otro, que no falta a ninguna reunión, ni un sarao, y que suele utilizar, como modo de gestión el del croupier o repartidor de tareas.

Al estar en tantas reuniones, es habitual que le sean asignadas tareas, bastantes de ellas de importancia y relacionadas con la elaboración de informes o análisis de soluciones.

Sin embargo, su primer pensamiento suele ser “¿A quién puedo pasarle esto?”

Es sorprendente la facilidad que suele tener este tipo de personas para quitarse del medio cuando huelen el peligro haciendo que otros pongan las horas y el riesgo de que la tarea se haga mal o no como se esperaba.

Obviamente, una vez termina la tarea, si todo va bien, el mérito es rápidamente cosechado, pero si el tema va torcido, entonces son muy hábiles a la hora de señalar al autor material del resultado.

Cuidado con este tipo de personajes ya que son extremadamente peligrosos y es mejor mantenerlos lejos ya que, tarde o temprano, si estás cerca te costará horas de trabajo y quién sabe si algo más…

!–more–

Esta entrada fue publicada en General, problemas, recursos humanos y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.